Qué está causando Insuficiencia Renal Crónica en Nicaragua: Investigadores de BUSPH indagan

Es un misterio interesante de salud pública: Miles de personas en el noroeste de Nicaragua están muriendo por insuficiencia renal crónica, y nadie sabe por qué.

Actualmente, un equipo de investigadores interdepartamentales de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Boston (BUSPH) está llevando el caso, en busca de respuestas.

“La enfermedad ha sido, en esencia, una sentencia de muerte para quienes la padecen”, dice Daniel Brooks, investigador de BUSPH y profesor asociado de epidemiología, quien lidera el grupo. “No solemos ver epidemias de salud pública en las que realmente no tenemos idea de cuál es la causa. En este caso, esa es la situación”.

Desde 2009, Brooks ha dirigido a un equipo de investigación de la UB para indagar por qué los residentes de dos regiones del noroeste de Nicaragua – Chinandega y León – contraen insuficiencia renal crónica con una tasa de más de 10 veces la de EE.UU. Bajo los auspicios de la Oficina del Asesor en Cumplimiento/Ombudsman (CAO) del Banco Mundial, el equipo ha desarrollado una estrategia para investigar las posibles razones de la epidemia y está realizando un estudio de amplio alcance para tratar de determinar las causas.

Los científicos están trabajando con algunas pistas que esperan los lleve a las respuestas. Estudios previos indican que las muertes son más comunes entre los hombres que en mujeres, y que la enfermedad afecta a personas jóvenes de tan sólo 20 ó 30 años de edad.

Entre aquellos con la enfermedad hay un gran número de ex trabajadores agrícolas de plantaciones de caña de azúcar propiedad del principal empleador de la zona, Nicaragua Sugar Estates Limited (NSEL). Un grupo de ex empleados de NSEL ha alegado que la empresa ha expuesto a los trabajadores a algo que está causando la epidemia – un reclamo que ha sido impugnado por la empresa. Los trabajadores formaron un grupo, ASOCHIVIDA, que presentó una denuncia en 2008 ante la CAO (el brazo privado del Banco Mundial, la IFC, otorgó en 2006 un préstamo de $55 millones para actividades de caña de azúcar).

En respuesta, la CAO reunió a estos trabajadores y a la dirección de la empresa de caña de azúcar para tratar de encontrar respuestas, y el equipo interdisciplinario de la UB fue contratado para desarrollar una estrategia para el estudio de las posibles causas.

Hasta la fecha, el equipo de BUSPH ha realizado estudios en todo: los procesos de trabajo utilizados en Nicaragua Sugar, los agroquímicos utilizados en los cultivos, tomando muestras de agua para la detección de contaminantes que se sabe son causantes de Insuficiencia Renal Crónica. Hasta ahora no se ha encontrado nada que pueda explicar el exceso de incidencia de Insuficiencia Renal Crónica.

El equipo de investigación y otras partes interesadas hablaron de sus desafíos y avances en un reciente foro que se llevó a cabo en el Boston University Medical Campus, titulado “Una epidemia de Insuficiencia Renal Crónica en Nicaragua:. BUSPH responde a una crisis de salud pública”. Entre los asistentes estaba Juan José Amador, un profesional de la salud de Nicaragua que trabaja en las comunidades afectadas; Amar Inamdar, representante de la CAO, que supervisa el conflicto entre la empresa nicaragüense de caña de azúcar y la organización de ex trabajadores, y Juan Dumas, un experto en manejo de conflictos que está mediando el proceso de diálogo complejo que es fundamental para el estudio de esta epidemia.

“Nicaragua Sugar Estates Limited puede actuar en concordancia con las prácticas de trabajo que nosotros consideramos que son correctas”, dijo Inamdar, especialista principal, ombudsman de la Oficina del Asesor en Cumplimiento/Ombudsman del Banco Mundial. “Pero, ¿te dice esto porqué o cómo la enfermedad renal se presenta en un buen 30 por ciento de la fuerza de trabajo? No”.

“La gente ha estado buscando una respuesta desde hace varios años y no la ha encontrado”, dice Brooks. “Han habido varias teorías: el calor, las enfermedades infecciosas, la exposición a tóxicos. Todavía sigue siendo un gran misterio”.

Además de Brooks, otros miembros del equipo de investigación incluyen: Ann Aschengrau, profesora de epidemiología; Michael McClean, profesor asociado de salud ambiental; Madeleine Scammell, profesora asistente de salud ambiental; Kate Applebaum, profesora asistente de epidemiología, Bruce Cohen, profesor asistente adjunto de epidemiología y director de investigación y epidemiología del Departamento de Salud Pública de Massachusetts, y James Kaufman, MD, especialista renal de la Escuela de Medicina de la UB. También trabaja con el equipo Daniel Weiner, nefrólogo de Tufts University School of Medicine, y Oriana Ramírez, especialista en medicina preventiva que estudia en la Universidad Autónoma de Madrid.

Si bien el objetivo principal de los investigadores es identificar las causas y poner fin a la epidemia, Brooks dice que el proceso de estudio en si mismo ha impulsado avances importantes, incluyendo una creciente confianza y colaboración entre las distintas partes interesadas.

“¿Cómo lograr que trabajen como un grupo para luchar contra la insuficiencia renal crónica?”, dice Dumas, experto en gestión de conflictos. “Creo que ese es nuestro reto principal. Se trata de que las personas cooperen”.

Por ahora, los investigadores planean seguir haciendo pruebas a los trabajadores de la caña de azúcar, entrevistar a los médicos locales y examinar otras posibles exposiciones ocupacionales y no ocupacionales.

Por su parte, Brooks, cuyas áreas regulares de investigación se centran en las enfermedades relacionadas con el tabaco y la epidemiología del cáncer, dice que confía en que las habilidades combinadas de epidemiólogos, profesionales en salud ambiental, especialistas en la enfermedad renal y estudiosos de la salud mundial conducirán finalmente a las respuestas.

“Este puede ser el trabajo más difícil, pero también el más significativo, que he realizado”, dice Brooks. “No es frecuente que tengamos la oportunidad de hacer un trabajo que podría tener un impacto tan profundo y directo en las vidas de las personas”.

Enviado por Lisa Chedekel y Elana Zak

http://sph.bu.edu/insider/index.php/Recent-News/whats-causing-kidney-disease-in-nicaragua-busph-researchers-investigate.html

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s